Your webbrowser is outdated and no longer supported by Microsoft Windows. Please update to a newer browser by downloading one of these free alternatives.

Bizcocho de avellanas

Empieza el verano y te traemos este tradicional bizcocho de avellanas que no pasa de moda ¡desayuna como un rey!
  • Tiempo de cocinado
  • Tiempo de preparación
  • Raciones4 porciones
recipe image Bizcocho de avellanas

Ingredientes

  • 200 gramos de Tulipán a temperatura ambiente
  • 200 gramos de azúcar moreno
  • 4 huevo
  • 200 gramos de harina de trigo
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 200 gramos de avellanas molidas
  • 1 cucharadita de canela molida
  • 1 pizca de sal
  • 100 mililitros de leche de avellanas
  • 40 gramos de virutas de chocolate negro
Energy (kcal)840 kcal
Energy (kJ)3516 kJ
Protein (g)21.5 g
Carbohydrate incl. fibre (g)104.5 g
Carbohydrate excl. fibre (g)97.9 g
Sugar (g)57.5 g
Fibre (g)6.6 g
Fat (g)40.0 g
Saturated fat (g)6.3 g
Unsaturated fat (g)30.5 g
Monounsaturated fat (g)25.2 g
Polyunsaturated fat (g)5.3 g
Trans fat (g)0.0 g
Cholesterol (mg)218 mg
Sodium (mg)329 mg
Salt (g)0.82 g
Vitamin A (IU)366 IU
Vitamin C (mg)3.2 mg
Calcium (mg)343 mg
Iron (mg)4.63 mg
Potassium (mg)576 mg

Instrucciones

  1. Precalentamos el horno a 180 °C (horno de convección: 160 °C).
  2. Untamos un molde cuadrado con margarina y espolvoreamos harina por encima.
  3. Batimos 200 g de margarina TULIPÁN y el azúcar con la batidora eléctrica hasta obtener una masa suave. Batimos los huevos y los incorporamos uno a uno con cuidado.
  4. Mezclamos bien la harina, las avellanas molidas, la canela, la levadura y la sal. Añadimos la leche de avellanas y removemos la masa con cuidado hasta que se mezclen.
  5. Añadimos las virutas de chocolate.
  6. Distribuimos la masa por el molde y horneamos el pastel de avellanas en el horno precalentado durante 55-65 minutos.
  7. Para comprobar la cocción, perforamos el pastel con un palillo: al retirarlo, no deben quedar restos líquidos de masa.
  8. Dejamos enfriar el pastel de avellanas y ya podemos disfrutarlo trozo a trozo